El archivero como mediador

Alfred Mauri Martí

Profesor y Coordinador de Titulación de la ESAGED

lockers-94959_1280

La irrupción de los documentos electrónicos ha inducido a menudo a la autopresentación de los archiveros como mediadores o agentes de acceso a la documentación y la información.

Creo que esta consideración, sin ser incorrecta, no tiene su justificación en relación a los documentos electrónicos ya que los archiveros han cumplido siempre esta función y no ha sido en ningún modo el documento electrónico quien ha venido a propiciarla, sin que ello signifique que no estemos ante un momento crucial en el que se abren nuevas e interesantes oportunidades.

Pero vincular la aparición de esta función a la implantación del documento electrónico lleva fácilmente a considerar que las limitaciones para acceder a los archivos han sido y son consecuencia de una actitud intrínseca de los profesionales que, por fin, los documentos electrónicos habrían venido a romper. Más o menos, según este argumento, serían los documentos electrónicos los que habrían finiquitado una tendencia natural a la opacidad. ¡La llegada de la modernización a una profesión anquilosada!

Me parece injusto e impreciso, más allá de posibles actitudes personales anecdóticas. Injusto por cuanto si alguien ha luchado reiteradamente en favor del acceso a los archivos y la información, ha sido el colectivo profesional. Impreciso en tanto que la atribución de responsabilidad a los archiveros oculta la de quien la tiene en realidad.

No es tan preocupante en qué medida el archivero ha transformado o ampliado su función mediadora, que lo ha hecho, como que instituciones bajo el mandato de cargos electos tiendan a limitar e incluso impedir la consulta de archivos.

Echo en falta, en cambio, en nuestros debates y formación, una referencia más habitual al papel del archivero como mediador, pero en relación a la producción de los documentos en las organizaciones. Me parece un campo fundamental por las implicaciones que tiene en los procesos de implantación y administración de los sistemas de gestión de documentos. Es una competencia necesaria para un buen ejercicio profesional, más allá de la capacidad de diseñar circuitos administrativos, documentos, cuadros de clasificación, esquemas de metadatos… y de creación de normas y reglamentos. Al fin y al cabo las organizaciones, y la ciudadanía, son personas y es con ellas y para ellas que deberemos mediar.

Anuncios

2 comentarios en “El archivero como mediador

  1. Pingback: L’arxiver com a mediador | Heraclit

  2. Desde mi desconocimiento de los asuntos archivísticos, estoy completamente de acuerdo contigo, y opino que muchas veces se inventan términos para aparentar novedad o evolución. Estas dos últimas existen pueden tener lugar o no, independientemente de que cómo etiquetemos los conceptos.
    Muy interesante reflexión, Alfred, gracias!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s